Misericordiosos como el Padre

Misericordiosos como el Padre

Roma (Italia). “Jesucristo es el rostro de la misericordia del Padre”. Son las primeras palabras que dieron el inicio al Jubileo Extraordinario de la Misericordia, que el domingo 20 de noviembre de 2016 se concluye con el cierre de la Puerta Santa en San Pedro. Significativas las fechas de la apertura el 8 de diciembre de 2015, a los cincuenta años de la conclusión del Concilio Vaticano II y Solemnidad de la Inmaculada Concepción de la Virgen María y la del cierre, la Solemnidad de Cristo Rey del Universo, que coincide con el fin del Año litúrgico.
En plena era de globalización ha sido el evento más grande de santidad global que la humanidad y la Iglesia hayan podido vivir, a partir de las más dispersadas y olvidadas periferias. 
Misericordia, perdón, ternura son las palabras que más han resonado durante el Año Santo Extraordinario de la Misericordia; el primer Jubileo “difundido” en la historia, celebrado por querer de Papa Francisco de forma contemporánea, en Roma y en las diócesis del mundo.
El logo del Jubielo “el Buen Pastor que se carga al hombre en sus espaldas” es una catequesis simbólica de este Año Santo que ha llevado en el mundo el amor de Dios.
Si hay un hilo rojo que une el camino del pontificado de Papa Francisco, es precisamente la misericordia, tema central de sus reflexiones, de sus discursos y documentos; es la clave de un mensaje que solicita a todos a contar con la imagen de un Dios demasiado a menudo etiquetado como un látigo, soberano vengativo y juez impasible. En cambio el Papa nos dice que Él es el Señor “misericordioso y piadoso, lento a la ira y grande en el amor” como se lee en el Salmo 145, Himno a la potencia y a la providencia de Dios. La misericordia es, pues, la brújula, el hilo conductor, “el mensaje más fuerte del Señor”, que continúa acompañando a todos los pueblos en el Mundo.
La misericordia es el nombre mismo de Dios. Es aquella forma de actuar, aquel estilo, “con el que buscamos incluir en nuestra vida a los otros, evitando cerrarnos en nosotros mismos y en nuestras seguridades egoístas”. Y la inclusión es un aspecto de la misericordia, explicó el Papa, que “se manifiesta en el abrir los brazos de par en par para acoger sin excluir, sin clasificar a los otros en base a la condición social, al idioma, a la raza, a la cultura, a la religión”.      
Un Jubileo marcado también por fuertes eventos ecuménicos y de diálogo interreligioso, por la Jornada Mundial de la Juventud como por la canonización de Madre Teresa de Calcuta, icono de la misericordia, que se ha inclinado ante cada persona encontrada. Así como inolvidables quedarán los momentos dedicados a sacerdotes y voluntarios, familias y jóvenes. Francisco ha querido hablar a todos, cristianos y no, para poner en el centro de la Iglesia y del anuncio cristiano la Misericordia, que no juzga pero perdona. Misericordia, en hebreo “rahamim”, viene de “rehem”, seno materno; un amor capaz de engendrar así como la Misericordia regenera. La Puerta Santa se cierra, pero no el corazón misericordioso de Dios y nuestros corazones.
Se cierran las Puertas de la Misericordia en todo el mundo, mientras “bajo la mirada misericordiosa del Señor se devana la historia en su fluir incierto y en su trenzado de bien y de mal”, dice el Papa en el Ángelus del 13 de noviembre de 2013. Por el Jubileo: “Permanecer firmes en el Señor, caminar en la esperanza, trabajar por construir un mundo mejor”, con una certeza que suena como viático para el hoy y el mañana no obstante todo, “Dios no abandona a sus hijos”.  

Escribir un comentario
1 commento
20/11/2016 16:46:44 - Aida

Gracias a PAPA FRANCISCO,por este Año Santo que hemos vivido intensamente,la Misericordia de DIOS,que nos siga acompañando para perdonar amar con ternura a los que viven en nuestro entorno y que siga abriendo los corazones de muchos hnos que todavia no lo conocen, bendiciones .y sigamos apostando por la Vida y la paz....en medio oriente.sor Aida


OK Su questo sito NON utilizziamo cookie di profilazione, ma solo cookie tecnici e/o per il monitoraggio degli accessi. Se vuoi saperne di più clicca qui. Cliccando sul pulsante OK presti il consenso all'uso di tutti i cookie.